Novedades

Cada niña cuenta

IMG_1703

¿Cuántas mujeres y niñas se ocupan en trabajos no remunerados y el trabajo doméstico, cuántas sufren violencia de género, cuál es el número de las que tienen activos, y de quienes tienen acceso a agua limpia ?… En un buen número de lugares esas cifras permanecen ocultas. Sólo un tercio de los países del mundo cuenta con un organismo encargado de recopilar estadísticas de género. Y sólo el 13% de los Estados dedica una parte del presupuesto a obtener este tipo de datos. Las mujeres y las niñas son también invisibles en las estadísticas de la mayoría de los países en desarrollo. Una realidad que dificulta aún más el avance hacia la igualdad. Si no lo mides, no existe.

“No podemos cerrar la brecha de género sin primero cerrar ese agujero estadístico”, dijo Melinda Gates durante su intervención en Women Deliver. En muchos lugares de todo el mundo hay una gran carencia de datos sobre el trabajo remunerado, el acceso a la educación o incluso los nacimientos y las muertes. “Y donde se recopilan estadísticas, honestamente, estas son bastante sexistas”, afirmó Gates. Y son sexistas porque no están desagregadas por género o porque no reconocen la participación de la mujer en el cuidado de la agricultura o la tierra, por ejemplo. Y esto infravalora la participación de las mujeres en la economía. Otro ejemplo: en muchos países no hay estadísticas de mujeres que dan a luz antes de los 15 años, porque se considera que aún no están en edad reproductiva.

El hecho de llevar un registro y contar cuántas son, dónde están y qué hacen cada mujer y cada niña de las diferentes regiones, se presentó como una constante problemática de cara a que son muy pocos países que realizan estadísticas específicas de mujeres y  niñas, exceptuando algunos casos notables como México con el proyecto de medición específica para cada niña, no contamos con cifras que permitan hacer una de medición d los qué se está haciendo y más importante aún de lo que falta por hacer.

En la sociedad actual la información es clave. Por eso son cada vez más los programas como los de ONU Mujer o los de la  coalición liderada por la ONG Plan Internacional que anunciaron en Copenhague un proyecto para extraer datos e indicadores que den información sobre el avance de los objetivos de igualdad de género, dentro de los Objetivos de Desarrollo Sostenible, acordados por los países el pasado septiembre y que marcan metas como erradicar la pobreza en todas sus formas o garantizar una vida sana y en bienestar para todos.

“En muchos países, los datos que necesitamos sobre las niñas y mujeres no existen. O si lo hacen son incompletos o no están recopilados de manera eficaz”, apuntó la responsable de Plan Internacional, Anne-Birgitte Albrectsen. “Eso hace a millones de niñas y mujeres invisibles y provoca que no tengamos la información para persuadir a los Gobiernos para que tomen medidas orientadas a acabar con el abuso, el matrimonio infantil y los embarazos adolescentes que provocan la muerte de miles de mujeres”.

En la cumbre paralela de juventud, emergieron los mismos reclamos, “si no te cuentan, no existís”, queremos estar visibles en el diseño de políticas públicas para jóvenes y niñas y para ello es necesario saber en las estadísticas de forma desagregada, si bien somos la mitad de los habitantes de nuestro planeta , es necesario dar más énfasis al dato preciso que diga y cómo nuestros derechos se están cumpliendo o vulnerando. Añadieron las representantes juveniles de todas las regiones del mundo quienes se encontraban presentes.

Comentarios

No hay comentarios

Deja un comentario

Comentario